Junto a ellos, otros trabajadores esenciales más allá de los servicios sanitarios o el sector educativo también estarían incluidos en la estrategia de vacunación del Escenario III, donde la posibilidad de contar con disponibilidad de viales fluctuaría entre un 21 y un 50 por 100 a nivel mundial. Así, policías, servicios municipales, cuidadores de personas dependientes, trabajadores del campo o del sector alimenticio también formarían parte de esta consideración.

¿Sucedería así en España?
Todo apunta a que, inicialmente, no. La semana pasada el Ministerio de Sanidad hizo público su documento de “Estrategia de Vacunación Covid-19 en España-Líneas Maestras” en el que define los objetivos que persigue la campaña de vacunación masiva contra el covid-19 que se iniciará a principios de 2021, a fin de reducir la mortalidad causada por esta enfermedad, protegiendo a los grupos más vulnerables mediante la vacunación frente al coronavirus en un contexto de disponibilidad progresiva de vacunas.

Para ello, la Estrategia establece un orden de prioridad de grupos de población a vacunar, teniendo en cuenta criterios científicos, éticos, legales y económicos, así como la situación de disponibilidad progresiva de dosis de vacunas.

En base a la evaluación de estos criterios, la Estrategia define los grupos que van a ser objeto de vacunación prioritaria en la primera etapa, que se desarrollará entre enero y marzo, y que incluirá a los siguientes colectivos: residentes y personal sanitario y sociosanitario en residencias de personas mayores y con discapacidad, personal sanitario de primera línea, restante personal sanitario y sociosanitario y personas con discapacidad dependientes.

Sin embargo, no define que colectivos van a ser incluidos en la segunda y tercera etapa previstas en la Estrategia, que se desarrollarán en los meses de mayo a junio y en verano respectivamente, limitándose el ministro de Sanidad, Salvador Illa, a enunciar como se distribuirá a la población en diferentes grupos, pero sin establecer por ahora los criterios de priorización.

Por ello, el colectivo, a través de Fenadismer, solicitará al Ministerio de Sanidad que incluya a los transportistas en el colectivo de trabajadores esenciales como colectivo prioritario, por su mayor exposición a la enfermedad y transmisión, siguiendo en este sentido las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud en su Documento de Recomendaciones sobre los procesos de vacunación.


Fuente